Las vertiginosas escaleras de Montfalcó

Escaleras de Montfalcó, en Huesca
Escaleras de Montfalcó, en Huesca

¡Hola! ¿Cómo va el verano? Caluroso supongo… hahaha Por eso el post de hoy es una ruta con baño incluído 🙂 Este agosto fuimos a pasar el puente en Vilanova de Meià, un precioso pueblo de Lleida donde viví de pequeña, muy conocido por los amantes de la escalada.

Resulta que a una hora de allí, al otro lado del Montsec hay un sitio espectacular: El Congost de Montrebei. Se encuentra en las comarcas de La Noguera y el Pallars Jussà, separando Lleida y Aragón con el cauce del río Noguera, que tiene un color turquesa muy especial.

Con este paraíso nos esperábamos encontrar una cantidad indecente de gente, pero no fue así, seguramente porque está lo suficientemente lejos de Barcelona (unas tres horas) y porque no hay transporte público para llegar al lugar. Fuimos con la idea de hacer la ruta por el río en Kayak, pero como era puente festivo nos quedamos sin plazas para los kayaks, así que cambiamos de planes y desviamos el camino hacia un lugar igualmente impresionante, las escaleras de Montfalcó.

Una ruta transfronteriza entre Cataluña y Huesca

Disfrutando de un chapuzón entre fronteras
Disfrutando de un chapuzón entre fronteras

Esta es la ruta que elegimos (pero que no recomiendo):

  • Itinerario: Corçà – Congost de Montrebei – Escales de Montfalcó -Corçà
  • Longitud: 20,37 km
  • Circular: si
  • Horas: 6 o 7 (depende de si te bañas como hicimos nosotros)

La mejor opción es empezar desde el chiringuito del Congost de Mont Rebei y hacer esa ruta también, dos en una y en menos kilómetros. La ruta que hicimos nosotros (desde Corçà) era más larga porque para llegar había que bajar y subir dos montañas, si os apetece mucho andar la podéis hacer, pero creo que vale mucho más la pena hacer el sendero excavado en la roca del Congost de Montrebei.

Esta ruta recorre la Sierra del Montsec por un sendero excavado en las paredes y unas vistas que no verás en ningún lado, pero cuidado, el camino es muy estrecho y a tu derecha hay una caída de hasta 500 m. Se puede hacer a pie o en kayak, navegando por el río. Cuando abandonas este sendero avanzas por el camino señalizado hasta llegar al puente colgante, que se balancea muchísimo, pero que te lleva de Cataluña a Huesca en tan solo unos metros.

La pasarela previa a las escaleras de Montfalcó.
La pasarela previa a las escaleras de Montfalcó.

Después de cruzarlo debes subir un rato por un camino un poco difícil, porque resbala y hay mucha pendiente, cuando crees que ya no puedes más llegas al punto más alto, donde empiezan las escaleras de Montfalcó.

Bajar por las escaleras da más vértigo de lo que pensaba, iba avisada, pero no te das realmente cuenta del vértigo que hace hasta que ves que bajo tus pies hay un enorme vacío del que te salvan unas tablas de madera estrechas y muy empinadas.

Lo primero que piensas es si estará bien soldado en la roca, pero parecía estable (ese “parecía estable” no te quita el miedo). Así que bien agarrados a la barandilla empezamos a bajar, las escaleras tienen muy poco espacio entre escalón y escalón, además en algunos tramos la roca invade la pasarela y tienes que inclinarte un poco hacia el vacío para poder avanzar. Te quedas más tranquila cuando empiezas a estar a una altura en la que no te harías mucho daño hahaha.

Hay dos pasarelas en el camino de Aragón a Lleida, uno que salva 33 metros de altura y otro (el que hicimos nosotros) con 55 metros de pasarela vertical. Entre los dos suman 291 escalones con vistas al abismo.

Prepárate para la aventura

Pasarela y escaleras construídas en la roca
Pasarela y escaleras construídas en la roca

Aquí van algunos consejos para hacer la ruta (el primero es una obligación):

  1. Llevar mucha agua. En serio, mucha. Sobretodo en verano hay un sol abrasador, y no hay una sola fuente de agua potable en todo el camino.
  2. Vestir con ropa apropiada para andar y con botas de montaña o bambas.
  3. Traer ropa de baño
  4. Comida: mejor ligera y que no de mucha sed. Nosotros llevamos unos bocadillos de hummus con pepino, plátanos y frutos secos.
  5. Coge la cámara de fotos, porque no podrás dejar de hacerlas con este paisaje 😉

Próxima ruta: Congost de MontRebei en kayak

El caminito excavado en la roca del Congost de Montrebei
El caminito excavado en la roca del Congost de Montrebei

¡Subscríbete y no te la pierdas!

Deja un comentario